Services
Hemos visto muchas veces a niños y niñas agarrados a las faldas de su madre o al pantalón de su padre ante el miedo de que los separen de ellos. Son conductas inapropiadas a la edad de desarrollo y se manifiesta por una angustia excesiva.

Estos niños y niñas muy “apegados” a uno de los progenitores, no pueden soportar la separación de los mismos, la viven como un abandono y suele presentarse en las siguientes situaciones: 

· Cuando los niños y niñas saben que los padres se van al cine o a cenar por la noche y se quedan con otra persona a su cargo, bien sea la abuela, una cuidadora, etc. 

· Cuando perciben que por una enfermedad o muerte los pueden alejar de sus padres o de uno de ellos.

· Sienten también un miedo intenso a ser raptados, a perderse en un parque, o a ver que su madre o padre se ha ido sin saberlo ellos y que hay otra persona en su lugar.

· Suelen resistirse y oponerse a salir lejos de casa, incluso para ir a la escuela, al cumpleaños de un amiguito/a o a otro lugar por miedo a la separación.

· No quieren dormir fuera de casa o a dormir sin estar cerca de alguno de los padres.

Cuando estas situaciones se dan pueden tener pesadillas, presentar síntomas como dolor de cabeza, de estómago, náuseas, vómitos, llanto excesivo etc. Estas conductas nos indican que tiene problemas con la ansiedad de separación, que el excesivo apego para su edad no es adaptativo. Decimos vulgarmente que tienen “mamitis o papitis”, pero el sufrimiento que viven estos niños y niños aconseja intervenir con las familias y con el propio niño o niña para para superar (afrontar) estas separaciones lógicas en la vida cotidiana.

Les esperamos en GIFTpsicología para ofrecerles las soluciones terapéuticas más convenientes.

Abrir chat